viernes, 22 de octubre de 2010

ich kann nicht...



echo de menos muchas cosas, tengo algunos de momento de bajón...

y hay muchas cosas que no consigo comprender, hay muchas historias que no entiendo, muchas personas que tampoco y muchas cosas cosas de mi que no sé qué pensar.
conozco historias sobre algunas personas que sólo muestran ciertas facetas de sí mismas a unas cuantas personas. y eso debería ser bueno, pero no siempre lo es. hay cosas con las que no puedo.

y tengo tiempo para pensar, en mí, más del que me gustaría.
tiempo para pensar en lo que hago, en por qué estoy aquí, en si realmente me dedico a lo que quiero, en si realmente esto va a algún lado, es esos 14 años que hay detrás de todo esto, en qué he sacado en claro, si hay algo... en si lo hago bien, en cuánto me he equivocado.


echo de menos a Lúa, nunca pensé que podría echar tanto de menos a Lúa.

y el pescaito frito, y las gambas... y tampax normales y corrientes, (si, eso también.)



y a ti cuando no estás.

2 comentarios:

Marga dijo...

Realmente te dedicas a lo que quieres, porque si no, no hubieras pasado 14 años de tu vida hora tras hora con la guitarra, con la música, que es muy absorbente.

Estar lejos hace replantearse muchas cosas, de todo y de todos.

La falta de luz hace estragos en los no habituados. Quizá también sea eso lo que te pasa, del profundo y soleado sur a Alemania...

Ánimo

Loliya´s dijo...

Yo te contestaría a todas esas preguntas que te haces tomándome una pinta contigo en cualquier barecillo debajo de tu casa en Weimar.
No seas tonta Martita, has nacío pa tocá y pá explorá.
Y lo sabes.